Educación Especial
22/03/2020 13:19:11




Bienvenid@s Colegas!!

Les quiero compartir este video, donde detalla muy bien sobre lo que es el TDAH, y da muy buenos tips para los docentes.








Qué es el TDAH y cómo reconocerlo

Vamos a definirlo

TDAH son las siglas de “Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad“. Es un trastorno neurobiológico que afecta principalmente al neurodesarrollo y las personas que lo padecen ven afectada su capacidad para prestar atención, para regular los niveles de actividad y para controlar sus impulsos. Por lo tanto, este trastorno no va a afectar únicamente al ámbito escolar, también se verán afectados el ámbito social y familiar. Los tres síntomas característicos que mejor definen este trastorno son:

Hiperactividad

Inatención

Impulsividad

TDAH por todas partes

A pesar de que últimamente se escucha cada vez más este término en el entorno académico, no solo afecta a la población escolar. Podría verse afectado, como he mencionado antes, el ámbito familiar y social, incluso el ámbito laboral en edad adulta. Pero nos centramos en los niños. Cuando empecé a investigar sobre este trastorno, empecé a reconocer los síntomas en casi todos los niños que veía por todos lados. ¡TDAH por todas partes! Sin embargo, no todos los casos que parecen TDAH, finalmente lo son. Es normal que los niños sean muchas veces olvidadizos o desorganizados, algunos niños son más inquietos y otros se distraen con facilidad, pero esto no quiere decir que sean todos casos de TDAH. Consulté el Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales (DSM-5) y los requisitos de este trastorno están bien definidos. Los tres síntomas nucleares son:

Inatención: es la dificultad para centrar y mantener la atención en un estímulo, se distraen fácilmente, son muy olvidadizos y dejan tareas sin acabar debido a estas distracciones.

Impulsividad: hace referencia a la dificultad para controlar sus impulsos, hablan excesivamente, responden antes de terminar la pregunta que se le esté haciendo,

Hiperactividad: necesitan moverse constantemente, se levantan, saltan, tienen dificultades para tranquilizarse.


Cómo identificarlo – Diagnóstico

Generalmente, la detección parte del centro educativo, pero también desde el entorno familiar. El profesor o profesora puede identificar que existe una dificultad en el aprendizaje, o incluso algunas de las señales que encajan con los síntomas del trastorno. Una clase es un entorno favorable para detectar el TDAH. El departamento de orientación del centro educativo determinará si la sospecha de TDAH es sólida o no realizando una evaluación. Lógicamente, es recomendable que el niño o niña sea también atendido en su Centro Médico por los especialistas de la Unidad de Salud Mental Infantil y Juvenil.

Comentaba antes que no todo lo que parece TDAH finalmente lo es. Hay algunas condiciones que se deben cumplir para que podamos considerar que un niño padece este trastorno. El cuadro que se describe en el DMS-5 es el siguiente:

Patrón persistente de inatención, hiperactividad e impulsividad que afecte al desarrollo.

Presentar los síntomas antes de los 12 años.

Los síntomas se presenta en dos o más contextos: académico, laboral, social y familiar.

Los síntomas afectan claramente al funcionamiento social, académico o laboral, implica un deterioro en su calidad de vida.

Los síntomas no se deben a otros trastornos psicóticos o efectos de fármacos u otras sustancias.


La presentación del TDAH puede ser:

Combinada: si se presenta los tres síntomas nucleares simultáneamente. Es decir, el niño presenta inatención, hiperactividad e impulsividad.

Predominancia de inatención: presenta los síntomas de déficit de atención, pero no los de hiperactividad e impulsividad.

Predominancia de hiperactividad e impulsividad: presenta los síntomas de hiperactividad e impulsividad, pero no los de inatención.

Comorbilidad

El TDAH es un trastorno con un alto porcentaje de cormobilidad. Es decir, es común que, además del TDAH, un niño pueda padecer otros trastornos asociados, como trastornos de conducta, negativista desafiante, del sueño, ansiedad o del espectro autista. Esto hace que sea más difícil realizar el diagnóstico.


Respuesta educativa

Por las características que define el TDAH, los niños con este trastorno presentan una serie de dificultades en el aprendizaje, que nosotros como docentes debemos tener en cuenta en clase. Normalmente, el rendimiento de estos niños suele ser más bajo que el resto de sus compañeros. Algunas de las dificultades del aprendizaje que presentan estos niños son:

Dificultades en la lectoescritura.

Dificultades en las áreas instrumentales.

Pueden presentar dificultades en el habla.

Además, también suelen presentar dificultad o desarrollo deficiente de las habilidades sociales, lo que puede afectar a cómo se relacione con sus compañeros de clase.

Vamos a ver algunas iniciativas que pueden ser útiles para trabajar en una clase en la que se encuentre un niño con TDAH.

Instrucciones claras y concretas. Explica claramente en qué consiste la tarea, dejando muy claro los pasos que hay que dar. Intenta simplificar las tareas, no divagues.

Todo bien organizado. El espacio debe estar lo más ordenado posible para evitar distracciones. Las actividades que vamos a hacer cada día deben estar bien definidas, de esta forma, el niño se podrá anticipar. Deja el horario a la vista en clase.

La rutina mejor que la improvisación. Esto facilita que el alumno se anticipe a lo que va a pasar y que sepa qué hay que hacer en cada momento. De todos modos, si cambias algo de esa rutina, te recomiendo que se lo expliques previamente al niño.

Utiliza material de apoyo. Generalmente, el material audiovisual es más eficaz para captar la atención de los niños. Así que, usa fotos, videos, gráficos, dibujos, colores…

Un niño ayuda a otro niño. Esta medida la uso mucho en clase. Asigna un alumno tutor, generalmente de los que tienen un ritmo más alto de trabajo, para que ayude a este niño. Tiene muchos beneficios, por ejemplo: ayuda a mejorar las habilidades sociales, refuerza los lazos entre los compañeros y regula los diferentes ritmos de trabajo en clase.

Además de las medidas metodológicas y recomendaciones para clase, el tratamiento implica otros puntos:

Atención psicológica: implica también la atención a los padres, para explicarles qué es el TDAH y como atender a su hijo para mejorar una serie de aspectos psicológicos.

Intervención escolar: los profesores juegan un papel fundamental en la detección del TDAH. Como docentes, podemos adaptar algunas tareas atendiendo a las características del niño, como intentar que las preguntas no sean demasiado largas o dar una responsabilidad que implique levantarse, como repartir algún material.

Tratamiento farmacológico: mejora notablemente los principales síntomas del TDAH, como la atención o la hiperactividad. Se debe tener en cuenta los efectos secundarios.





Esperamos les sea de utilidad el material! 
Creditos en la fuente :)






Visitas
450
  Etiquetas
  Dar puntos
9 PUNTOS

Comentarios


Dejar un comentario